Una de tus metas financieras debería ser comprar tu casa, por muchos motivos.  Además de ser una gran  inversión para ti y tu familia, será un proceso del cual no te vas a arrepentir.

En primer lugar, un hogar es un activo, es decir, con el tiempo sube de valor, lo que creará un patrimonio para ti y tu familia. Por otro lado, es probable que vayas a pagar más o menos lo mismo en la letra de hipoteca que lo que  pagas en alquiler actualmente.

Los precios inmobiliarios en Panamá  han  subido en los últimos años.  Sin embargo, es posible tener   tu vivienda si se hacen los planes correspondientes con tiempo, te enseño cómo:

 

  • Calcula cuánto puedes gastar.  En internet hay muchas calculadoras de hipoteca que te pueden ayudar. También te puedes acercar a tu banco,  sin compromiso y te deben calcular el monto máximo que te prestarían.  Si tienes pareja, se puede calcular con base en el ingreso de ambos.
  • Busca opciones dentro del rango de precios, en el área donde deseas mudarte, fijándote en los promotores de vivienda. Recomiendo  comprar a empresas reconocidas. Empieza por: compreoalquile.com o encuentra24.com.
  • Abono inicial.  Va a depender de  la vivienda, lo más probable es que el vendedor o el banco te pida que abones entre el 5% y 20% del precio de venta. Este dinero lo debes pagar tú y el banco te presta la diferencia, el  proceso demora.
  • Si la vivienda está en construcción, este abono se le paga directamente al promotor mediante un esquema de pago. Es importante que guardes todos los comprobantes de pago y que entiendas muy bien los términos del contrato.
  • Si deseas una casa y no tienes el dinero para pagar el abono, te aconsejo que abras una cuenta de ahorros y mensualmente deposites hasta llegar a la meta (te puede tomar  de 2 a 3 años).
  • Gastos extras. Además del abono, debes ahorrar para gastos de cierre de escritura, gastos de mudanza, gastos legales, adecuación de la nueva casa, depósitos para servicios públicos, etc.
  • Para una hipoteca:

– Si eres asalariado, ten un registro de  tus  fichas del Seguro Social porque muestran tu salario y tiempo de permanencia. Debes haber trabajado dos años en empresa privada o cinco años en entidades estatales.

-Si eres independiente, tienes dos opciones:  pagar voluntariamente (todos los meses) en la Caja del Seguro Social o hacer una declaración de renta. Para lo último, necesitas un contador público autorizado para que la presente.

-Para mejorar tus probabilidades de obtener una hipoteca, tu historial de crédito debe estar en orden. Puedes revisar cómo está ahora, acercándote a la Asociación Panameña de Crédito.

 

Si quieres ser empresaria, Busca mi libro gratis aquí.

The post Preparándote para comprar una casa appeared first on Studio Camelia.